Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2015

¿QUIÉN QUIERES SER AL CUMPLIR LOS 40?

Imagen

28 DE SEPTIEMBRE

Imagen
Me tomo la libertad hoy de ser aún más íntima en mis letras. Imperiosa necesidad y al tiempo letras de justicia como homenaje a mi padre.
A Papá,
Hoy no tendría por qué ser un día distinto. Si lo pienso, no lo es. Bien podría ser 20 de mayo, Navidad o 5 de octubre. Y sin embargo, hay algo en mí que... Quizás  sea que mis sentimientos están a flor de piel. Quizás siento una necesidad especial de que me guíes. No más que cualquier otro día, pero aquí estoy. Tratando de sacar el mejor de los partidos a esa herencia tuya que siempre me empeñé en recordarte y reconocerte. Nunca podrías haber imaginado cuán importante fue. Y con los años, he ido desgranándola en varios principios básicos de vida que aspiro a impregnar en otros: aprender de los errores, de los míos, de los tuyos...; superarme en fortaleza, aún cuando lloro a mares; no rendirme, y más cuándo sé que estoy en el camino certero; saber que la vida puede ser tan corta como para no hipotecarnos al desánimo; potenciar mi capacidad de …

BENEDETTI, SIEMPRE BENEDETTI...

Siempre vuelvo a estos dos poemas. Y hoy tienen para mí más validez y significado que nunca, porque reproducen mi sentir hasta en cada coma y cada punto... El primero, te lo dedico. Y cierro los ojos y confío. Y con él lanzo una plegaria incombustible... El segundo, nada nuevo,... pero es todo mío.

(1) MARIO BENEDETTI- NO TE RINDAS
No te rindas, aún estás a tiempo de alcanzar y comenzar de nuevo, aceptar tus sombras, enterrar tus miedos, liberar el lastre, retomar el vuelo.
No te rindas que la vida es eso, continuar el viaje, perseguir tus sueños, destrabar el tiempo, correr los escombros, y destapar el cielo.
No te rindas, por favor no cedas, aunque el frío queme, aunque el miedo muerda, aunque el sol se esconda, y se calle el viento, aún hay fuego en tu alma aún hay vida en tus sueños.
Porque la vida es tuya y tuyo también el deseo porque lo has querido y porque te quiero porque existe el vino y el amor, es cierto. porque no hay heridas que no cure el tiempo.
Abrir las puertas, quitar los cerrojos, abandonar la…